Gustavo Quesada Gonzalez gusqghawk@live.com.mx

 

Me presento.  Me llamo Gustavo Quesada, originario de Mexico, soy medico veterinario zootecnista y practico la cetreria desde hace 12 años.  Actualmente trabajo en un proyecto conservacionista de aves rapaces, este, contempla un centro de acopio,  con manejo reproductivo,  de rehabilitacion, educacion ambiental y aprovechamiento integral de las rapaces a conservar (agulilla de harris, cola roja y halcopn cernicalo).  Hablando sobre el aprovechamiento integral de las rapaces deseo desarrollar 2 actividades; la primera, el control biologico de plagas y la segunda, la cetreria como terapia.  Me encuentro en el inicio de información, estoy recabando datos y solo me encuentro con T.A.C.Animales de compañia (perros y gatos principalmente), equinos y delfines.  Algunos autores indican que es posible realizar terapia con animales exoticos pero hasta ahi se quedan, falta mas informacion sobre que caracteristica del animal "exotico" debe tener para ser utilizado en terapias, al igual de que perfil sera la persona a rehabilitar con animales exoticos (en este caso particular aves de presa). Tengo bien presente, que la clinica no comprende recetas de cocina o dicho de otra forma, la zooterapia (con los diversos animales utilizados) no sirve de la misma manera en todas las patologias humanas a tratar por este sistema. He tenido oportunidad de trabajar con 2 personas con discapacidad, la primera con sindrome de dawn, a este joven le llamo la atencion la cetreria despues de que vio una exhibicion que dimos en un estado de Mexico (la feria de las aves, Pachuca,  Hidalgo); tuvo contacto con nosotros y le donamos un ave pequeña (cernicalo), los compañeros cetreros de ese lugar lo asesoraron y segun reportaron los padres del joven hubo cambios en su persona despues de algun tiempo de practicar cetreria.  El segundo caso, es un sobrino que sufrio hipoxia al nacer y resulto con daño psicomotriz, años despues recibio una descarga electrica que daño a un mas su organismo.  A recibido todo tipo de terapias entre ellas con delfines y actualmente con equinos.  Desde el momento que  me vio practicar cetreria tuvo enormes deseos de tener un ave, tiempo despues le regale un cernicalo, le estuve enseñando por algun tiempo, a diario se notaba como se esforzaba por mantener el equilibrio para no tirar al ave de su puño, para mantener su brazo extendido y sin que temblara demasiado cuando recibia el ave tras su vuelo.  En ese tiempo solo tenia oportunidad de guiarlo en esta actividad por las noches (aprox. de 22:00 a 23:00 hrs) pues trabajaba lejos de casa, era tanto su afan por continuar con esta actividad que bajo de peso en demasia al ave y esta murio.  Yo continue trabajando lejos de casa y no se le dio continuidad a su aprendisaje, aunado a que él entro a la escuela secundaria, actividad desgastante para el.  Ahora continua con equinoterapia, pero el me cuenta que es aburrido.  Nunca hubo oportunidad de llevarlo de caceria al campo, pero de hacerlo casi estoy seguro que hubiera hecho de la cetreria su terapia.  En fin, que ahora que estoy en busqueda de informacion me he encontrado con testimonios de compañeros que compartieron su actividad con personas con alguna discapacidad o transtorno psicologico o emocional.  Es un tema amplio que requiere de especializacion, pero tengo las ganas y capacidad para desarrollarlo, solo necesito ayuda.  Espero que pueda brindarmela, para desarrollar este tema.  De antemano agradezco su atencion y esperare paciente su respuesta sobre como puedo ir abordando tan interesante tema.  Gracias.
Hola Gustavo: qué interesante, suena muy veraz todo lo que relatas y me encantaría poner este post tuyo en mi página en la sección animales exóticos. Hay una cuestión con los animales salvajes, y es el tema ecológico, de muchas personas que opinan, no sin razón, que los animales salvajes tienen que estar en su sitio, que es la naturaleza salvaje y no entre humanos. Yo estoy relativamente de acuerdo con este tema, pero sé que hay animales salvajes como las aves rapaces de cetrería o los delfines de exhibiciones y cercanos por tanto al hombre, que se crían y nacen en cautividad y por tanto no se sacan de su medio para trasladarse. Lo que me dices sobre el ánimo que podría infundir una actividad como la cetrería al lado de un buen profesor como tu sensibilizado con lo terapéutico que podría ser practicar este "deporte" que yo más bien llamaría "arte", me parece de los más interesante, ya que efectivamente la hipoterapia que se practica es muy aburrida en muchos centros, tanto, que hasta se deprime el caballo. Yo me dedico a la psicoterapia con caballos, no a la hipoterapia, ya que yo soy psicóloga y no fisioterapeuta, y estoy completamente de acuerdo contigo en que el aspecto motivacional y divertido, asombroso etc etc forma parte de la terapia. Sin ánimo, sin una pizca de color y movimiento y música y ponerse el guante y estirar el brazo, y lo que es de impactante el ave en sí que además es de una belleza impresionante.. hace que dicha terapia pueda ser terapéutica fisioterapéuticamente y también psicológicamente. Soy partidaria que sin unir el cuerpo con la psique.. no se hace nada y en la psique está toda la motivación de superación de uno mismo que se necesita para cualquier tipo de rehabilitación.
Y con éstas reflexiones te dejo. Espero que te vaya muy bien y por mi parte estaré encantada de apoyarte, no sé cómo, pero igual hay algún modo.
Encantada de saludarte, recibe un saludo desde Madrid
Isabel Salama (Psicóloga Clínica)
isabelsalama@yahoo.es