Página principal

 

 

 

TRABAJO SOBRE PSICOTERAPIA ASISTIDA CON ANIMALES

Extraído de la página web www.regalameunasonrisa.com

 

Terapia asistida por mascotas

Los efectos terapéuticos que las mascotas pueden tener en todos los ámbitos de la vida de un ser humano son realmente asombrosos. Las mascotas que usualmente usamos como animales de compañía suelen ser los perros y los gatos. Estos nos demuestran afecto simplemente por existir, por ser quienes somos, sin hacer juicios de valor.

El perro es el animal ideal por su gran dependencia del ser humano, su facilidad para aprender y su predisposición a la obediencia, éstas son características que le hacen reunir muchas condiciones que facilitan el trabajo con él y aumentan su capacidad de aceptación por parte del paciente. Además que el amor que estos brindan, goza de una peculiar característica, es incondicional. Esto significa, que a los perros, no les interesa, nuestra edad, habilidad física, cómo lucimos o actuamos, ellos nos aceptan y aman como somos. De ellos aprendemos valores como la fidelidad y la honestidad, así como también una gran cantidad de sentimientos, siendo el más grande de ellos, el amor.

La raza de los perros no es importante, se emplean muchas razas para estos fines y no hay una diferencia clara, lo importante del perro es su carácter y temperamento, por ello las razas que de forma natural muestran un temperamento tranquilo y afable, que son cariñosas y pacientes, son las mejores para estos fines.

Este tipo de contacto mejora el bienestar de la persona y, en bastantes casos acelera el proceso de recuperación. Sirven de ayuda al terapeuta de los niños psíquicamente disminuidos, a conseguir su atención, en situaciones donde esto podría ser difícil.

Antecedentes Históricos

La primera vez que se utilizaron a los animales en terapia fue en Inglaterra, en el Retreat de York, fundado en 1792 por la "Society of Friends". Desde su fundación el Dr.William Tuke- pionero en el tratamiento de enfermos mentales sin métodos coercitivos- intuyó que los animales podían propiciar valores humanos en los enfermos de tipo emocional, aprendiendo autocontrol mediante refuerzo positivo.

Posteriormente, en 1867, los animales de compañía intervinieron en el tratamiento de epilépticos en Bethel (Biefeld, Alemania). Hoy en día es un sanatorio que atiende a 5000 pacientes aquejados de trastornos físicos y mentales, donde los animales forman parte activa del tratamiento, y en el que cuidarlos forma parte importante del programa.

En 1944, la Cruz Roja Americana organizó -en el Centro para Convalecientes del Ejército del Aire, en Nueva York (Army Air Force Convalescent Center)- el primer programa terapéutico de rehabilitación de los aviadores.

Pero, es gracias a Gingles, el perro del Dr.Boris M. Levinson, que hoy en día podemos disfrutar de la Terapia Asistida por Animales. El descubrimiento ocurrió en 1953 y aconteció de la siguiente manera:

 

"Una mañana temprano, Gingles estaba echado a mis pies en mi despacho mientras yo escribía, cuando sonó el timbre de la puerta. A Gingles no le estaba permitido entrar a la consulta mientras yo atendía a mis pacientes, pero ese día no esperaba ninguna sino hasta varias horas después. El me siguió hasta la puerta donde recibimos a una madre y a su hijo muy alterados. El niño había pasado ya un largo proceso terapeutico sin éxito. Le habían prescrito la hospitalización.

A mí, me visitaban para que emitiera mi diagnóstico y decidiera si admitía como paciente al chico, que mostraba síntomas de retraimiento creciente. Mientras yo saludaba a la madre, Gingles corrió hacia el chico y empezó a lamerle. Ante mi sorpresa, el muchacho no se asustó sino que abrazó al perro y comenzó a acariciarlo, la madre intentó separarlos pero le hice señas de que los dejara. Antes del final de la entrevista, el chico expresó su deseo de volver a jugar con el perro. Con unos auspicios tan prometedores comenzó el tratamiento de Jhonny.

Durante varias sesiones jugó con el perro, aparentemente ajeno a mi presencia. Sin embargo mantuvimos muchas conversaciones durante las cuales estaba tan absorto con el perro que parecía no escucharme, aunque sus respuestas eran coherentes. Finalmente, parte del afecto que sentía por el perro recayó sobre mí y fui conscientemente incluído en el juego. Lentamente logramos una fuerte compenetración que posibilitó mi trabajo para resolver los problemas del niño. Parte del mérito de la rehabilitación hay que dársela a Gingles, que fue un coterapeuta muy entusiasta".

En su libro titulado "Psicoterapia Infantil Asistida Por Animales" relata las experiencias vividas junto a su perro y pacientes introvertidos que perdían todas sus inhibiciones y miedos gracias a la presencia del can en el consultorio, ya que éste favorecía la comunicación entre el psiquiatra y sus pacientes.

En 1966, Erling Stordahl, músico ciego, fundó el centro Beitostolen, en Noruega, para la rehabilitación de invidentes y minusválidos. Los perros y caballos intervinieron en el programa para animar a los pacientes a hacer ejercicio. Muchos de ellos aprendieron a esquiar, montar a caballo y a disfrutar de una vida más normal que incluyera una cierta actividad deportiva.

Selección de los perros de terapia:

Para que los perros puedan calificar para este tipo de actividades, deben aprobar las siguientes pruebas:

*   Prueba De Salud: La efectúa un médico veterinario, quien se asegura que los animales estén sanos y libres de parásitos, enfermedad e infecciones.

*   Pruebas De Habilidades: Para probar buenas habilidades básicas de comportamiento, los animales y los equipos de trabajo tienen que aprobar las Pruebas de Habilidades. Estas pruebas demuestran si la mascota puede ser controlado por el equipo de trabajo, siguiendo ciertos comandos básicos.

*   Pruebas De Aptitud: Estas prueban determinan si el animal tiene la capacidad, el deseo y el potencial para participar en las actividades de Terapia Asistida por Animales. Estas pruebas han sido diseñadas para simular las condiciones que se pueden encontrar en una visita. Esta parte de la investigación es similar a los que muchos llamarían pruebas de temperamento. Sabemos que con el entrenamiento muchos animales pueden aprender a ser confiables. Por esta razón aplicamos la palabra "aptitud" para sugerir que la prueba se aplica a la capacidad o potencial del animal. Las Pruebas de Aptitud también evalúan la aptitud del equipo mascota-guía.

 

 

 

Programa Nº1:
Actividades Asistidas por Animales (A.A.A)

Concepto:

Las Actividades Asistidas Por Animales están diseñadas para aumentar la calidad de vida de los pacientes mediante la interacción entre animal-ser humano. Los animales y sus guía deben ser entrenados y seleccionados para estas actividades. Deben tener fines terapéuticos, y pueden ser aplicadas tanto por terapeutas profesionales como por voluntarios. Este tipo de actividades proporciona oportunidades para motivar, educar, recrear con el objetivo primordial de mejorar la calidad de vida de las personas.

Las actividades asistidas por animales consisten básicamente, en visitas amistosas en las que las personas se relacionan con las mascotas. Esta actividad puede ser compartida por muchas personas, a diferencia de un programa específico de terapia, el cual es adaptado a una persona o grupo de personas con una condición médica específica.

Características:

 

No existen metas específicas de tratamiento para cada visita.

 

No se requiere que los voluntarios o los proveedores del tratamiento, tomen notas de la visita.

 

El contenido de la visita es espontáneo, y éstas no tienen un límite de tiempo.

 

 

Ejemplos de las visitas del Programa de Actividades Asistidas por animales:
  1. Un grupo de voluntarios toman a sus animales de compañía y los llevan a un ancianato de visita 1 vez al mes. La visita se presta como una actividad de grupo dirigida y asistida por un equipo. El grupo de voluntarios puede llevar un registro informal de las personas que visitaron.
  2. Un club de obediencia canina ofrece una demostración de obediencia a un centro de rehabilitación de farmacodependientes.

 

 

 

Terapia Asistida por Animales (T.A.A.)

Concepto:

Son intervenciones dirigidas hacia un objetivo específico como parte integral de una proceso de rehabilitación, mediante la interacción entre animal y paciente. Estos animales y sus guías deben ser entrenados, seleccionados y reunir criterios específicos. Estas actividades deben ser aplicadas por un terapeuta profesional dentro del ámbito de la práctica de su profesión. Este profesional debe fijar los objetivos, guiar la interacción entre el animal y el paciente, medir el progreso y evaluar todo el proceso.

Este, no es un estilo de terapia, como las terapias de tipo cognitiva, de comportamiento, de habla, etc., en la cuales el terapeuta opera a través de su practica personal. El animal presente, forma parte de las sesiones de terapia, y es a través de esta interacción que el terapeuta obtiene información acerca del paciente e idea actividades posteriores para obtener resultados.

La presencia de animales, atenderles, jugar con ellos, recibir sus atenciones, constituyen una forma eficaz de relajación, entrega y fuente de cariño. Los animales son capaces de escuchar durante horas, sin realizar discriminaciones, ni juicios de valor.

Las mascotas se han convertido en eficientes coterapeutas, capaces de ayudar a los enfermos convalecientes por el mero hecho de estar presentes. Son capaces de devolver la sonrisa a los deprimidos, calmar a los violentos o fortalecer a los enfermos. Han servido a niños autistas, a personas con cardiopatías, a enfermos de SIDA, y en general, a marginados por la edad, la Justicia o la soledad.

Los animales pueden pertenecer a la Institución o estar de visita con sus guías. Las sesiones pueden ser individuales o grupales. Los pacientes pueden ser niños, adolescentes, ancianos, enfermos mentales, etc. En general los pacientes que se encuentren más perjudicados parecen ser los más beneficiados de la Terapia Asistida por Animales.

Las visitas deben estar previamente planificadas y supervisadas por personal de la institución, así como también se regirán por los reglamentos de la misma, y estar orientadas a pacientes con una necesidad en común.

Características:

 

Existen metas y objetivos específicos para cada individuo.

 

El progreso es medido con un registro especial.

Objetivos de la Terapia Asistida por Animales:

Los animales pueden ser incorporados a una gran variedad de programas. Para involucrarse en una actividad de terapia asistida por un animal, se deben de tener definidos cuáles son los objetivos personales a ser logrados por el programa de terapia. Estas son algunos de los objetivos principales a considerar:

*   Físicos: Mejorar las destrezas motoras, las habilidades con una silla de ruedas. disminuir la tensión arterial, etc.

*   Salud Mental: Incrementar la interacción verbal entre los miembros de un grupo, aumentar la atención, incrementar la autoestima, reducir la ansiedad y/o el sentimiento de soledad.

*   Educativos: incrementar el vocabulario, la memoria de los individuos, aportar conocimiento de conceptos tales como: tamaño, color, forma, etc.

*   Emotivos: Aumentar el deseo de involucrarse en una actividad de grupo, desarrollar la interacción entre las personas, incrementar el deseo de ejercitarse.

 

Terapia asistida por caballos (Hipoterapia)

En que consiste:

Del griego "Hippos" (Caballo), la hipoterapia, es una alternativa terapéutica que aprovecha el movimiento multidimensional del caballo para tratar diferentes tipos de afecciones. Es un entrenamiento especial físico que se puede usar terapéuticamente como tratamiento médico, para pacientes con disfunciones de movimiento. Históricamente, los beneficios terapéuticos del caballo fueron ya reconocidos hacia el año 460 a.C. Hipócrates hablaba entonces del "saludable ritmo del caballo", a lo largo de la historia podemos encontrar muchas referencias a los beneficios físicos y emocionales de la equitación desde el año 1600.

Una terapia ocupacional con un caballo adecuado requiere de una consulta para establecer el programa, dirigir específicamente las sesiones a las áreas de planificación motora e integración sensorial del paciente. El caballo se selecciona para los pacientes cuidadosamente por sus movimientos y su comportamiento. El paciente en función de las indicaciones del terapeuta puede adoptar diferentes posturas en el caballo en diferentes sesiones.

¿Por qué el Caballo?

El paseo a caballo provee una entrada sensorial a través del movimiento variable, rítmico y repetitivo. La respuesta del movimiento resultante en el paciente es semejante a los movimientos humanos de la pelvis cuando anda. La variabilidad de la marcha del caballo, posibilita terapéuticamente a graduar el grado de sensaciones que recibe el paciente. Estos responden entusiásticamente a esta experiencia de aprendizaje divertida en un medio natural. Físicamente la hipoterapia puede mejorar el equilibrio y la movilidad, también puede afectar positivamente a las funciones de comunicación y de comportamiento para pacientes de todas las edades.

Es un tratamiento alternativo y, a la vez, complementario a los utilizados habitualmente. Se considera que esta terapia es capaz de conseguir nuevos estímulos complementarios a los logrados con tratamientos tradicionales: "Un caballo al paso transmite al jinete 110 impulsos por minuto en una serie de oscilaciones tridimensionales como son avance y retroceso, elevación y descenso, desplazamiento y rotación.

Beneficios:

Investigaciones recientes demuestran que la mayoría de pacientes que participan en este tipo de terapia, experimentan una recompensa física, emocional y mental, debido a que cabalgar produce un movimiento suave y rítmico. Los jinetes con discapacidad física mejoran su flexibilidad, balance y fuerza del músculo.

En pacientes con problemas mentales, la singular relación con el animal produce un aumento de confianza, paciencia, autoestima y además un sentimiento de independencia. La posibilidad de variar las cadencias, aumentando o disminuyendo los ritmos del movimiento, así como la variación de los aires del caballo (paso, trote, galope), permite una gran variedad de posibilidades de estimulación, no existiendo músculo ni zona corporal al que no se transmita un estímulo.

Un aspecto muy importante de esta terapia, es que el paciente asume los ejercicios como una diversión, lejos de una mesa de tratamiento, del ambiente convencional de fisioterapia y de cualquier máquina, mantiene al paciente entretenido y atento a lo que sucede a su alrededor, los ejercicios pasan a un segundo lugar para él, mientras el Sistema Nervioso Central está trabajando y se obtienen los resultados y avances deseados. Las sesiones comienzan siendo de unos 15 o 20 minutos, de dos a tres veces por semana, a medida que el paciente avanza los tiempos normalmente aumentan y se puede llegar a sesiones de unos 50 ó 60 minutos.

Quienes se benefician de la HIPOTERAPIA:

Los siguientes casos, se enmarcan dentro de los posibles problemas o enfermedades en los que una persona se puede beneficiar de la terapia asistida con caballos:

 

Accidentes cerebro-vasculares.

 

Parálisis cerebral.

 

Autismo.

 

Síndrome de Down.

 

Trastornos emocionales, de escucha y aprendizaje.

 

Retardo mental.

 

Esclerosis múltiple.

 

Distrofia muscular.

 

Alteración del habla.

 

Espina bífida.

 

Daño de la médula espinal.

 

Alteración visual.

 

Enfermedades neurodegenerativas y traumatológicas.

 

Traumas cerebrales.

 

Terapia Asistida por Delfines (Delfinoterapia)

Muchas personas que trabajan con delfines afirman que estos animales tienen la habilidad de detectar áreas de discapacidad o de trauma físico en los humanos. ¿Cómo pueden hacerlo? Los científicos que participan en la investigación médica asistida por delfines creen que estos animales tienen un sonar natural, es decir, que son como ecógrafos vivientes que emiten ondas sonoras que podrían estar asociadas a su sensibilidad. Desde 1989 la Fundación Aqua Thought, con sede en Florida, está investigando los cambios psico, neuro e inmunológicos que le ocurren a una persona cuando interacciona con un delfín. Se han hecho electroencefalogramas y se han detectado cambios cerebrales mientras se está en el agua con estos animales.

Esta terapia, es aplicada no solo a niños autistas, sino a pacientes con síndrome de Down, parálisis cerebral, retardo mental, en fin en todo padecimiento en donde se encuentre involucrado el sistema nervioso central, como traumas, accidentes cerebrovascular, etc. Además de pacientes con cáncer, o en recuperación de alcoholismo o drogadicción. Se practican 15 sesiones, las cuales tienen una duración de 15 minutos diarios.

Cómo funciona la Delfinoterapia:

El sonar del delfín emite unas ondas sonoras electromagnéticas cuya intensidad solo es comparada con la maquina de soldar metales (8.2 watts). Esto produce una estimulación en todo el sistema nervioso central, para poner a trabajar y conectar las neuronas, que tenemos inactivas en nuestro cerebro.

En el caso específico del Autismo, en el cual una de las teorías más fuertes es la ausencia parcial o total de neurotransmisores, estimula directamente al hipotálamo a producir endorfinas, que son las células neurotransmisoras y estimula la producción de la hormona ACTH, la cual produce en los pacientes, sensación de estabilidad (sensación de estar en equilibrio emocional).

Por esto se habla de que produce cambios neuroquímicos y neuroeléctricos. Ya que con las terapias tradicionales, se trabaja en un miembro determinado del cuerpo para producir un cambio en el cerebro. Mientras que con la delfinoterapia, se trabaja a nivel cerebral, para producir un cambio físico y mental. Esto no quiere decir que la delfinoterapia, venga a sustituir las demás terapias tradicionales, sino que viene a reforzarlas, ya que después de un tratamiento de delfinoterapia, se van a aprovechar más las demás terapias.

 

 

 

Beneficios de las Actividades y la Terapia Asistida por Animales

*   Empatía: La mayoría de los niños se identifican con los animales. Es más facil enseñar a un niño a sentir empatía por un animal que por un humano. Esto se debe a que es más fácil determinar los sentimientos de un animal a través de lenguaje de su cuerpo que el de una persona.

*   Enfoque exterior: Los animales ayudan a que las personas que tienen una enfermedad mental, que tienen baja autoestima, depresión, etc., a cambiar el enfoque de su ambiente, logrando que estas personas piensen y hablen de los animales, en vez de sus problemas.

*   Relaciones: Los animales pueden abrir un cauce de comunicación emocionalmente seguro entre su terapeuta y el paciente. Los animales ayudan a darle un aire de seguridad emocional a las sesiones de las terapias. La presencia de los animales puede abrir el camino hacia una resistencia inicial por parte del paciente a iniciar cualquier terapia. Es muy probable que los pacientes proyecten sus sentimientos y experiencias hacia un animal.

*   Aceptación: Los animales tienen una manera particular de aceptar a las personas sin calificarlas. Ellos no se detienen a mirar como luce una persona o que cosas dice. La aceptación por parte de un animal no admite ningún tipo de juicio.

*   Entretenimiento: La presencia de un animal ofrece, por lo menos, un entretenimiento para las personas. Incluso aquellas que no les gustan los animales, observan sus reacciones y movimientos. Especialmente en instituciones de salud en donde la persona tiene que permanecer por un período largo de tiempo (Ej. ancianatos) todas las personas, incluyendo al personal, son entretenidas por el animal de alguna manera.

*   Socialización: Los estudios han demostrado que las visitas que los animales hacen a las instituciones, ofrecen mayor socialización entre las personas que se encuentran en el sitio, las personas se muestran más alegres, más sociales para con los demás, disminuye la ansiedad y estrés, mejora el estado de ánimo. La presencia de estos aumenta la sociabilidad entre las personas de tres maneras: 1) Entre los pacientes, 2) entre los pacientes y el equipo de trabajo y 3) entre pacientes, equipo de trabajo, familiares y otros. Los miembros del equipo de trabajo (enfermeras, terapeutas, medicos, etc) han reportado que es mas fácil hablar con los residentes durante y después de las visitas. Los miembros de la familia prefieren hacer las visitas durante la presencia de los animales puesto a que han reportado que es un momento especialmente confortable y placentero, por el ambiente cálido que puede proporcionar este tipo de visita.

*   Estimulo Mental: La estimulación mental ocurre porque se incrementa la comunicación con otras personas, ayudando a la evocación de recuerdos. En instituciones con pacientes con depresión o que están institucionalizados, la presencia de un animal ayuda a aclarar la atmósfera, incrementando la distracción, alegría y el juego. Estas son distracciones positivas que pueden ayudar a que las personas disminuyan sus sentimientos de aislamiento o alineación.

*   Contacto Físico: Mucho se ha estudiado sobre la correlación entre el contacto físico y la salud. Los niños que no tienen un contacto físico permanente, no desarrollan buenas relaciones con otras personas y a menudo fracasan en su crecimiento psicológico. Para algunas personas se les dificulta o no les agrada el contacto físico con otras personas, sin embargo el toque peludo, tibio de un gato o un perro si les agrada. Existen programas para personas que han sido abusadas física y/o sexualmente en las que, al personal médico se le tiene prohibido el contacto físico, en estos casos, sostener a un animal para tocarlo y/o acariciarlo puede hacer un mundo de diferencia para estas personas que, a diferencia de otras, no tienen un contacto físico positivo y apropiado.

*   Beneficios Fisiológicos: Muchas personas se sienten relajadas cuando los animales están presentes. Estudios han demostrado que la disminución de la presión de la sangre es asombrosa, puede existir también un fortalecimiento de los músculos, así como la recuperación de enfermedades del corazón.

*   Algo más: Cuando las personas interactúan con animales sienten una sensación de unidad con la vida y con la naturaleza; a pesar que es difícil de explicar, algunos autores han descrito las relaciones con los animales como parte de energía de la vida y también como parte de la relación y comunión con Dios.

Las visitas con animales ayudan a que las personas se sientan menos solas y menos deprimidas. Proporciona un cambio positivo en sus rutinas, comienzan a ser mas activas y sensibles, antes, durante y después de las visitas. Ofrece un entretenimiento o una distracción de su dolor o enfermedad. Frecuentemente las personas hablan con sus mascotas y comparten con ellos sus pensamientos y sentimientos. Las visitas les proveen algo por lo que esperar con ansia.

A través de las visitas, es posible llegar en forma más eficiente a la rehabilitación del paciente, debido a que generan la motivación que las personas necesitan, a través de este vínculo especial y cálido que las mascotas son capaces de brindar.

Los beneficios continúan aún después de la visita, debido a que ésta deja en sus memorias no sólo la visita, sino una experiencia que en un futuro compartirá con otras personas.

 

Introducción

Los efectos beneficiosos en la salud que produce la relación del hombre con los animales han sido intuitivamente aceptados desde siempre, pero es a partir de mediados de la década de los 60, cuando empiezan a efectuarse investigaciones en este campo, y del resultado de éstas, se desprende el hecho que los animales de compañía proporcionan notable alivio a las dolencias y calamidades, tanto corporales como espirituales de los seres humanos.

En este sentido estamos introduciendo un campo novedoso, de alto interés para profesionales de la medicina, especialmente en el área de la psiquiatría, psicología, neurología, y en general para otros profesionales de la salud y de asistencia social, los cuales se mostrarán interesados en estudiar este tipo de actividades, que ya a nivel mundial están siendo tomadas como una ciencia.

Es de resaltar que la puesta en marcha de este tipo de programas descansa sobre bases sólidas, con antecedentes que demuestran fehacientemente que estamos en una vía, que cuenta con hechos importantes a través de estudios comprobados, en países de tecnología avanzada como Estados Unidos, Alemania, Inglaterra, España, entre otros, que han tomado la iniciativa y han aportado resultados muy prometedores, ante los cuales no podemos permanecer distantes ni indiferentes.

En la actualidad un gran número de personas desconocen la influencia positiva que los animales pueden ejercer sobre la vida cotidiana de las personas con trastornos de salud. Los innumerables beneficios de esta interacción, son del todo comprobables ya que se trata de algo real y vivido por el hombre desde tiempos remotos. Se trata de concientizar y aprovechar al máximo los aspectos positivos de la relación del hombre con el animal.

Es un honor para los fundadores de la organización REGALAME UNA SONRISA A.C., introducir, difundir y practicar las actividades asistidas por animales, para el alivio de los sufrimientos del ser humano, por primera vez en la historia de nuestro país.

La realización del ansiado sueño que compartimos todos aquellos que amamos y valoramos a los animales, así como también deseamos ayudar al prójimo, representa una gran alegría que se implemente este tipo de programas.

No nos queda más que agradecer inmensamente a todas aquellas personas que nos han brindado su apoyo incondicional, e invitamos a todo aquél que se quiera involucrar en nuestras actividades a colaborar con el cabal cumplimiento de nuestros objetivos.

 

Misión y Objetivos

Nuestra misión es promover la interacción entre los animales y el ser humano, con el propósito de mejorar la salud, independencia y calidad de vida de las personas que atraviesan por problemas de salud

Los objetivos que perseguimos con la implementación de estos programas se basan en lo siguiente:

  1. Expandir y crear conciencia de los efectos positivos que los animales proporcionan en la salud y desarrollo del ser humano.
  2. Reducir las barreras de prevención que envuelven a los animales en la vida cotidiana de las personas.
  3. Expandir el rol terapéutico que los animales tienen en la salud de los seres humanos.
  4. Brindar la asistencia terapéutica animal a más personas.
  5. Incrementar la disponibilidad de animales de servicio a las personas con discapacidades.
  6. Lograr una participación activa y útil de las mascotas en la sociedad.

A través de estos objetivos mediante los cuales lograremos el cumplimiento de nuestra misión, afianzaremos nuestra filosofía de proporcionar un espacio de alegría dentro de los corazones de aquellos que padecen de alguna enfermedad y/o discapacidad.

 

La Terapia Asistida con animales se encuentra enmarcada en nuevas corrientes holísticas y ecológicas que promueven que un mayor contacto con la Naturaleza en su manifestación tanto vegetal como animal, puede ser una ayuda para la salida adelante en la vida de personas que se encuentran en momentos de crisis, personas que han sufrido accidentes y para el ser humano en general tanto en la enfermedad como en la salud.

Se requiere para que la terapia funcione una consciencia de la situación terapéutica. Es decir poner atención a lo que esta sucediendo. Abrirse a la escucha, a la observación y a la aceptación de las situaciones que nos vienen dadas.

La TACA consiste en una interacción entre un terapeuta especializado en el tema, un animal bien cuidado y una persona que pide ayuda y a la que se considere que un animal le puede ayudar. Lo que caracteriza a esta interacción

 

es que tanto el terapeuta como el animal como el paciente salgan mejor que lo han llegado después de estar juntos. Es decir, los tres, como en toda situación terapéutica.

Los animales devuelven la sonrisa a una persona deprimida, estimulan el carácter social de una persona tímida y con bloqueos afectivos, ayudan a controlarse a una persona con problemas en el control de los impulsos violentos, bajan la tensión arterial y relajan a las personas nerviosas. Y sobre todo ayudan a las personas a aceptarse a sí mismas tal y como son, esto es debido a que los animales nos aceptan tal y como somos. Ya podemos ser gordos, delgados, altos, bajos, ricos, pobres, inteligentes o menos inteligentes, personas con éxito o sin él. Los animales nos aceptan e incluso nos emiten señales de ánimo cuando no nos encontramos en el mejor momento.

Quienes hayan tenido perros, gatos o caballos, serán testigo de ellos.

¿Cómo se produce el cambio terapéutico?

A través muchas veces de señales subliminales que se comunican directamente con nuestro inconsciente. Cuando un niño temeroso persigue a un conejo asustado y luego le consuela, diciéndole que "no pasa nada", esta trabajando su propio miedo inconsciente, y cuando el animal se tranquiliza el niño aprende que no tiene porqué tener tanto miedo.

Nos inducen un estado alterado de consciencia curativo y sano. Los animales nos hipnotizan a veces para abstraernos de la realidad cotidiana que nos abruma y nos dejan un espacio para el disfrute con ellos que luego podemos generalizar a otras realidades.

Si nos metemos en una piscina con un delfín podremos descubrir esto que digo sobre un estado alterado de consciencia curativo. Si a un niño mutista se le mete en una piscina con un delfín hay probabilidad que quiera salir de la piscina con necesidad de contarle su experiencia a su madre o a la persona de confianza. De hecho es bien sabido que son emocionantes los momentos en que uno niño con problemas entra y luego sale diferente después de interaccionar con un delfín.

Es un tipo de estimulación distinta y más natural la que sucede con los animales. El trabajo con el lenguaje no verbal es importante y el trabajo con la postura del cuerpo. Los animales nos enseñan dignidad, a enfrentarnos con mas dignidad ante lo que nos suceda. Los caballos para ésto son grandes maestros, puesto que son animales que no se "humillan" por afecto, son dignos y nobles y hay que ganárselos, no son lábiles. Son buenos también para tratar psicosis y psicopatías, puesto que se trata de dos dolencias en las que el ser humano se encuentra en desconexión con sus emociones sanas. En la psicosis porque éstas han conseguido descompensar a las personas y en la psicopatía por la carencia de sentimientos nobles y sinceros. Los caballos nos ponen en contacto con nuestro instinto más puro y salvaje, inculcando un aire de naturalidad a nuestros impulsos.

 

 

Antecedentes

Los programas de asistencia animal no son una idea nueva; a pesar que, lamentablemente en nuestro país no han sido implementados formalmente, en muchos países éstos han sido implementados con mucho éxito en instituciones de salud y educativas.

Se sabe, que ya Hipócrates hablaba del saludable ritmo del caballo en el año 460 a.C., desde entonces hasta hoy las cosas han ido cambiando poco a poco, y en la última mitad del siglo XX, estas actividades se han ido mostrando como métodos eficaces en la ayuda de personas con afecciones, enfermedades, y minusvalías tanto físicas como psíquicas. Desde los años 60 se han realizado numerosas investigaciones sobre la influencia de los animales en la salud humana.

Desde hace mucho tiempo las personas han estado intrigadas por las complejas relaciones emotivas entre los humanos y los animales. Se han hecho muchas investigaciones para determinar las razones por las cuales estos son tan importantes para la mayoría de la población y especialmente, en la manera como afecta la salud y el bienestar de las personas. Estos estudios han demostrado los increíbles beneficios que se obtienen de estas relaciones, llegando muchas veces a cambiarle la vida a los seres que padecen de una enfermedad y/o de una discapacidad.

Se han encontrado beneficios físicos, como reducción de la presión arterial, fortalecimiento muscular, mejoras en enfermos coronarios, beneficios en los enfermos mentales, disminución del estrés, ansiedad, mejora el ánimo, y en el plano social se logra una mayor integración facilitando la interacción con otras personas y estimula el diálogo. Hay múltiples estudios científicos publicados que demuestran que las terapias asistidas por animales son una ciencia hoy en día.

Actualmente en una gran cantidad de países, se realizan programas de terapia dirigidos a un variado tipo de personas, en los cuales los animales son los elementos catalizadores de los beneficios obtenidos. Programas de visita a centros geriátricos con perros o gatos, donde las personas de edad avanzada comparten un tiempo de disfrute y convivencia con estos, consiguen mejorar sus condiciones mentales y su calidad de vida, así como una disminución de la ansiedad y depresiones, como un aumento en el bienestar y vitalidad. También se emplean a los animales para programas de terapia con personas marginadas, toxicómanos y presidiarios.

 

Limitaciones de los Programas Nº1 y Nº2

Así como las AAA y la TAA resultan beneficiosas, no siempre son apropiadas para todas las situaciones. Recuerde: "la buena intención no siempre es un buen sustituto del sentido común" La siguiente guía nos presenta los casos en donde estas podrían ser contraproducentes:

Para las personas que se visitan:

Las AAA y la TAA pueden resultar poco favorables para las personas visitadas en las siguientes situaciones:

*   Cuando los animales son una fuente de rivalidad y competencia en el grupo.

*   Cuando alguien se torna posesivo con el animal.

*   Cuando pueda ocurrir un daño por un manejo impropio, selección del animal o poca supervisión.

*   Cuando personas con expectativas poco realistas puedan pensar que el animal los rechaza. Esto puede ahondar sus sentimientos de baja autoestima.

*   Cuando las personas sean alérgicas, los animales pueden ocasionar problemas respiratorios, como el asma.

*   Cuando se puedan presentar problemas de transmisión de enfermedades zoonoticas, por lo cual se tienen que tomar las precauciones pertinentes. Los riesgos de contagio patológico originados por los animales se exageran mucho y, de hecho, con enfermos crónicos y terminales los riesgos de contagio entre personas son mucho mayores.

*   Las personas con heridas abiertas o que tengan alta propensión a las enfermedades deben supervisarse cuidadosamente. La participación de éstas en las visitas debe ser restringida necesariamente.

*   Para las personas que le temen a los animales.

*   Para las personas que ven a los animales desde otro punto de vista, debido a sus creencias culturales.

Para el Terapeuta:

*   Cuando al personal y a otros terapeutas no se les permite participar en el proceso de decisión acerca de las AAA y la TAA, y no se les orienta apropiadamente.

*   Cuando ven que las visitas a las instituciones por los animales son inapropiadas.

*   Cuando no les gustan los animales o les temen.

*   Cuando son alérgicos a los animales.

Para la Institución:

*   Cuando la responsabilidad legal de un accidente o daño que envuelva a los residentes o a los empleados represente una preocupación.

*   Cuando haya que superar obstáculos legales.

*   Cuando el ruido, salubridad y otras preocupaciones medioambientales existan.

*   Cuando no haya un espacio adecuado para el área de visitas.

Para el animal:

*   Cuando puedan ser heridos por un mal manejo.

*   Cuando no se le pueda asegurar su bienestar básico. Esto incluye cuidado veterinario, acceso al agua y áreas de ejercicio.

*   Cuando no disfruta de la visita.

 

De los perros aprendemos la nobleza y fidelidad, son animales apropiados para dar afecto a las personas que lo necesitan, personas encarceladas, ancianos en residencias, niños y en general. Un perro sano y noble siempre será bueno tenerlo.

Lo bueno de la TACA es que en ningún caso produce efectos secundarios indeseables, siempre y cuando por supuesto el animal sea sano, tanto física como psíquicamente y salvo accidentes, que siempre pueden ocurrir. Los animales mamíferos tiene en común con el ser humano el sistema límbico, emocional y el sistema reptiliano, el de la adaptación al medio. Algo que se aprende de los animales, aparte de controlar las emociones, es la defensa del territorio. Los animales respetan si se les enseña a respetar nuestro territorio y a defenderlo. Nos enseñan a activar el sentido del humor con sus juegos, nos ayudan a relajarnos con su propio estado de relajación (gatos), como ya he dicho, nos ayudan a aceptar nuestro esquema corporal y nuestra situación en la vida.

Además, probablemente, la mejor interacción con los animales se producirá en su medio, que suele ser un medio natural y el acercamiento a la naturaleza siempre es saludable, es al fin y al cabo volver a nuestras raíces. La Naturaleza es esencialmente dadora, en el sentido en que no pide más que respeto y siempre da. Cuando nos damos un paseo por el campo con nuestro perro o nuestro caballo, podremos comprobarlo. Aire puro, vista natural y comunicación con el animal. Siempre nos encontraremos bien después de hacerlo.

Con los animales se tranquiliza el inconsciente y por tanto éste, no se pone en contra del sistema intelectual. Me explico, uno se encuentra muy bien y por tanto no se pregunta porqué. Generalmente gran parte de las neurosis tienen que ver con el confrontamiento entre el sistema emocional y el intelectual de las personas. Existen deseos o impulsos que entran en conflicto con la racionalidad, y entonces aparecen los sentimientos de culpa, depresiones, ansiedad e incluso dolencias más graves. Los animales nos enseñan a aceptar las cosas de una manera más sencilla. Aceptando nuestro presente tal y como es sin necesidad de hacernos demasiadas preguntas . Cuando vemos la vida con sencillez somos más felices, y ello no tiene porqué conllevar a que no profundicemos en las cosas cuando las circunstancias lo requieran. Pero estoy hablando de pasar por la vida con más fluidez y atención a esta palabra. Los animales "fluyen" con la vida y no se complican su existencia. Esto lo podemos aprender también de ellos.

La comunicación con los animales no humanos requiere todas las características esenciales de las que hemos hablando sobre la escucha, sobre prestar atención serena y relajada a lo que los animales nos quieren transmitir. De esa manera la interpretación puede ser más acertada y podemos, pues, obtenerla. Los animales generalmente avisan si algo va mal. Tranquilizan si uno esta nervioso. Nos hablan sobre nuestro estado de ánimo, generalmente animándonos y nos dicen lo que está sucediendo. Son una buena fuente de información sobre nosotros mismos. Y esto es importante. Es fundamental prestar atención y abrirse a la escucha.

 

Programa Nº3:
Adquisición y colocación de perros de servicio

Concepto de Animal de Servicio:

Es cualquier animal individualmente entrenado para asistir a una persona con discapacidad en una o más actividades de su vida cotidiana. Esto puede incluir ayuda en la guía física, movilidad, alertas sonoras, detección de ataques y apoyo emocional. Su trabajo está focalizado en satisfacer en gran medida la discapacidad de su dueño. Las leyes deben proteger a las personas con discapacidad en cuanto al acceso de estos animales a los lugares públicos. Cabe destacar que estos no son considerados como mascotas, sino como "animales de servicio".

Los Perros de Servicio no son una panacea universal para cada aspecto negativo de la discapacidad, sin embargo, los perros que son entrenados para atender las necesidades individuales de sus dueños pueden proporcionar el apoyo emocional y físico, necesario para impulsar a la persona hacia una mayor independencia. Para obtener un Perro de Servicio, la persona que lo solicita debe tener una discapacidad como requisito indispensable, y ésta deberá esperar aproximadamente entre seis a doce meses para poder adquirir al perro, esto es debido a que el perro, en ese período de tiempo, está siendo entrenado particularmente para esa persona.

Quienes se benefician de los Perros de Servicio:

Los perros de servicio benefician a aquellas personas con discapacidades asociadas con los siguientes diagnósticos:

 

Lesiones de la médula espinal

 

Discapacidades de visión o de audición.

 

Artritis.

 

Esclerosis múltiple.

 

Parálisis cerebral.

 

Distrofia muscular.

 

Espina bífida.

 

Enfermedades cardio-pulmonares.

 

Enfermedades arteriovasculares.

 

Dolores crónicos.

 

Ataques de Apoplejía.

Cualquier persona cuya condición física, psicológica o emocial, limite su actividad diaria, es candidata para adquirir un Perro de Servicio. Estos perros ayudan a que las personas sobrepasen los limites de su discapacidad y las barreras que estas personas atraviesan en el medio.

Beneficios:

En 1995 la Dra. Karen Allen efectuó un estudio científico que demostró que las personas con discapacidad que poseían un Perro de Servicio desarrollaban mayores niveles de bienestar psicológico, aumento de autoestima y mayor integración en la comunidad. Además de reducir hasta a un 78% las horas de asistencia humana que se requieren para el cuidado de estas personas.

En adición a los beneficios que brindan estos perros de atender las necesidades individuales de sus dueños, otros estudios científicos han demostrado que poseer una animal de compañía ayuda en la reducción de la presión sanguínea, moderación del stress, disminución de la sensación de salud y aumento de motivación.

Funciones de los perros de servicio:

Los Perros de Servicio pueden ser entrenados para ejecutar las siguientes tareas:

  1. Guía: Conducen a la persona con impedimento visual a esquivar obstáculos, atravesar calles, subir a escaleras, entrar y salir de un ascensor, atravesar una puerta, etc.
  2. Diferenciación de Sonidos: Alertan a la persona con impedimento auditivo, la presencia de sonidos específicos, tales como: alarmas de fuego, reloj, teléfono, llanto de un bebé, golpes de puerta, etc.
  3. Asistencia General: Recuperación y búsqueda de objetos; ayuda en la movilización de la silla de ruedas; localización de personas, objetos, lugares (baños, escaleras, ascensores); abrir y cerrar puertas, ventanas, interruptores de luz, etc.; ayudar a la persona a vestirse y desvestirse; i7r por ayuda en caso de emergencia.
  4. Sentido de alerta de próximos ataques: Aún se desconoce cómo algunos perros tienen la habilidad para prevenir a sus dueños de próximos ataques, lo cual los ayuda a tomar las medidas de prevención pertinentes.

REGALAME UNA SONRISA A.C., sirve como intermediario entre la organización que entrega el perro entrenado y la persona con discapacidad.

Como en Venezuela aún no existe una Organización dedicada al entrenamiento de este tipo de perros, nuestra asociación realiza los trámites internacionales que esta gestión requiere. La adquisición de un Perro de Servicio es costosa, debido al entrenamiento especializado que el perro requiere, la cirugía a la que debe someterse el animal (esterilización o castración) y el proceso de importación. Parte de los fondos que nuestros patrocinantes nos suministran, así como las donaciones de personas y/o entes públicos o privados, las empleamos en el financiamiento de este tipo de programa en el caso que la persona no disponga de los recursos económicos para la adquisición de un Perro de Servicio.

Nuestra organización se muestra interesada en establecer contactos con las organizaciones y fundaciones, de manera de facilitar el acceso a este tipo de perros en nuestra sociedad.

Es de resaltar un punto bien importante para las personas interesadas, las organizaciones internacionales que preparan a los Perros de Servicio, no los venden, estos son otorgados bajo la figura de alquiler de por vida; esto con el propósito de cancelar el contrato en el caso de existir negligencia por parte del responsable para con su mascota.

Qué conlleva tener un Perro de Servicio? Tiene que haber una persona dispuesta a asumir la responsabilidad ilimitada del bienestar del perro. Tiene que tomar en cuenta que el perro le seguirá la vida de esta persona, lo que quiere decir que lo acompañará en sus diligencias diarias, por lo tanto esta persona responsable y su familia, han de estar dispuestas a cambiar su estilo de vida dejándole sitio al perro en su vida cotidiana. Hay que cuidar de el, sacarlo a pasear, darle alimentación adecuada, mantener el entrenamiento, asearlo periódicamente y llevarlo al veterinario.

 

 

 

 

El Centro Hípico de Pinto, ubicado en el interior de un gran parque urbano, no sólo es un lugar donde se puede aprender equitación a 15 euros la hora, pasear en un carrito tirado por un pony o incluso hospedar a un caballo propio, como cualquier instalación de estas características. También, y sobre todo, es un centro de formación donde jóvenes con discapacidad psíquica aprenden un oficio y adquieren habilidades sociales, siempre en contacto con los caballos. En este lugar, además, cualquier persona puede solicitar un tratamiento de hipoterapia para superar problemas físicos o psicológicos, entre otras actividades. Aquí los inteligentes equinos forman equipo con profesionales humanos de una forma un tanto peculiar. Una ONG, la Fundación Manos Tendidas, que cuenta con dos centro ocupacionales en Madrid, es la responsable de gestionar este centro.

Nerón es un ex policía que ahora, ya en la edad de jubilación, se ha pasado a la psicología. No es una persona, sino un caballo, y cuenta ya más de 20 años, edad que en un ser humano equivaldría a la vejez. Cuando cumplió su período de servicio activo, la Policía lo donó a la Fundación Manos Tendidas, la ONG que gestiona desde hace dos años el Centro Hípico de Pinto, una moderna instalación situada en el interior del parque Juan Carlos I de esta localidad, a 20 kilómetros de Madrid. En el Centro, Nerón se dedica a la hipoterapia, un tratamiento de rehabilitación para personas de cualquier edad con problemas físicos y psicológicos, dirigido por la psicóloga Silvia de Santos, y para el que hace gala de una paciencia y consideración hacia sus "pacientes" que en absoluto recuerda al cruel emperador romano del que lleva el nombre.

Nerón, junto con Justi, Emir, Terlo y otra docena de equinos más (19 en total) trabajan en este Centro Hípico abierto hace dos años y que además de dar clases de equitación al público en general, tanto niños como adultos, y ofrecer también pupilaje de caballos (aunque no es su fin principal) se dedica a la formación de jóvenes con discapacidad psíquica, que adquieren habilidades sociales y conocimientos de todo tipo a través del contacto con los caballos. El CHP imparte cursos específicos para ellos financiados por la Comunidad de Madrid o por el ministerio de Educación, donde los alumnos aprenden el oficio de mozo de cuadra y realizan prácticas en las dependencias de la Guardia civil de la cercana localidad de Valdemoro. María del Carmen Tejedor es la coordinadora del Centro. "Los chicos aprenden conductas responsables, mejoran su autoestima y también conocimientos básicos como lengua o matemáticas, aunque estas materias no se llaman así", explica.

 

 

Descubrir otro mundo
Los cursos están divididos en módulos, parte de los cuales están centrados en el caballo-cómo alimentarlos, cómo acercarse a ellos, como cepillarlos o detectar por ejemplo una enfermedad- y el resto son áreas didácticas donde los contenidos abarcan conocimientos y habilidades que los alumnos necesitan en su vida cotidiana, como manejo de dinero, utilización del transporte público o cómo acudir al médico solos. Pero todo ello se relaciona siempre con el mundo del caballo. Carmen pone un ejemplo: "Muchos tienen 18 ó 20 años y no saben ni dividir, en sus colegios o centros ocupacionales no han logrado aprender. Pero aquí lo hacen cuando tienen que calcular la cantidad de pienso que hay que dar a un caballo, o su tamaño o su altura". La duración de los cursos es variable, y oscila entre 4 meses y un año. La eficacia de estas enseñanzas sorprende a a menudo a los padres y a los propios alumnos. "Desarrollan capacidades que ni ellos mismos creían que tenían y lo que aprenden aquí les sirve para cualquier tipo de empleo, porque el empresario lo que quiere es un trabajador responsable y que sepa llevar un ritmo", explica Carmen. Pese a todo, la inserción laboral de los discapacitados psíquicos es aún más dificultosa que la de los físicos, señala Carmen. "Los empresarios son reacios a contratarlos sobre todo por desconocimiento".

Dos de los alumnos han sido contratados por el propio Centro Hípico de Pinto, que cuenta además en su plantilla con dos maestros de equitación, una psicóloga, un fisoterapeuta y un educador especial (que acuden sólo los martes, miércoles y jueves para las sesiones de hipoterapia), además de la coordinadora. Las instalaciones disponen de un edificio que alberga la cafetería y las oficinas, las cuadras y la pistas de prácticas. Diariamente, los mozos sacan a los animales al exterior para realizar la limpieza de las cuadras, separando los castrados- más tranquilos- de los "enteros". Entre todos ellos hay dos ponys, una yegua y caballos adultos de distintas razas. Cada animal tiene su propia personalidad, lo que se aprecia a simple vista.

En la pista, mientras esperan a que terminen las labores de limpieza, la mayoría de los equinos reposan tranquilamente. Excepto uno: un castaño de crines oscuras que persigue juguetón a sus compañeros. "Ése es Terlo; es el revoltoso; siempre hace lo mismo, hasta que le tiran alguna coz", señala sonriente Carmen Tejedor. Emir, por ejemplo, es un tímido tordo (blanco grisáceo) que desconfía de los desconocidos. Justi, en cambio, ni se inmuta al acariciarlo mientras pace plácidamente. Al igual que Nerón, ha sido policía y ahora, a sus 27 años, es el abuelo de la cuadra, lo que atestiguan las manchas blancas de su capa, que no son otra cosa que simples canas. "Cuando eran joven, tuvieron que castrarlo porque era tan nervioso que rompió la pierna a un policía", relata Carmen. Pero aquella experiencia queda ya muy lejos y hoy Justi ejerce de paciente conejillo de indias para que los alumnos recién iniciados, mayores y pequeños, aprendan a poner cabezales o a subir a un caballo por primera vez.

 

Carmen Tejedor apunta que estos inteligentes cuadrúpedos parecen saber en cada momento cómo ayudar a sus jinetes, y no sólo a la hora de aprender a montar. Una de las actividades que ofrece el Centro Hípico es la hipoterapia, en la que la interacción entre el humano y el equino ayuda al primero a superar determinados problemas. La duración del tratamiento es variable y que se adapta a lo que necesite la persona. "La hipoterapia es especialmente útil en niños que padecen autismo, hemiplejia o paraplejia y en general trastornos de coordinación motora, pero también acuden adultos con problemas psicológicos, como un señor que había sufrido un accidente de tráfico". Las sesiones tienen lugar tres veces por semana y en ellas el paciente está acompañado en todo momento por la psicóloga del centro, por el fisioterapeuta y por un educador especial. La hipoterapia es especialmente beneficiosa en el caso de los niños autistas. Carmen pone el ejemplo de de una pequeña "que cuando empezó no sabía decir ni sí ni no; estos niños viven en una introversión total. El caballo provoca que centren su atención en algo externo; y ahora esta niña ahora ya ha aprendido a decir sí, por ejemplo".

Además de la actividad formativa para discapacitados, la hipoterapia y de las actividades hípicas convencionales para el público en general- clases y cursos de equitación, paseos en carrito y alquiler de ponys, rutas a caballo- el centro pinteño también oferta actividades para colegios, con talleres de reciclado, manualidades y otros de tipo educativo. Por otro lado, la psicóloga del centro también imparte charlas para mujeres sobre muy diversos temas, desde cómo mejorar la autoestima personal hasta las relaciones familiares, o bien cómo afrontar problemas de alcoholismo, drogadicción u otros. Las instalaciones están abiertas de martes a domingo, mañana y tarde, pero según Carmen es el fin de semana y sobre todo por la tarde-noche (en verano cierra a las 22:00 horas) cuando más gente acude. Para algunas actividades hay lista de espera, como la hipoterapia, por lo que es recomendable informarse para solicitarlo. El CHP cuenta además con la ventaja de estar ubicado en pleno centro urbano y ser de muy fácil acceso. "Esta es una forma de ocio alternativo, sobre todo para los niños y jóvenes, que aparte de las videoconsolas o el "botellón", no tienen opciones". Y es que montar a caballo, sea con fines estrictamente lúdicos o terapéuticos, "exige participación de todo el cuerpo; y el movimiento del caballo es algo muy especial", concluye.

 

Delfinoterapia, terapia asistida por delfines

La Fundación Aqua Thought de Florida, investiga desde 1989 los cambios psicológicos y neurológicos que experimentan las personas al interaccionar con los delfines. Los delfines pueden detectar, mediante un sonar natural, áreas de discapacidad en los humanos. El sonar del delfín emite unas ondas que estimulan el sistema nervioso central, es decir ponen en funcionamineto neuronas inactivas del cerebro del humano que interacciona con el cetáceo. Estos cambios producidos en interacción con dichos cetáceos son muy importantes en la terapia de niños autistas, pero también en pacientes con Síndrome de Down, retardo mental y todos aquellos síndromes que tengan que ver con el sistema nervioso central. En la delfinoterapia se trabaja directamente a nivel cerebral para así producir un cambio tanto físico como mental.

 

 

DIFERENTES MODALIDADES DE TERAPIA ASISTIDA POR CABALLOS

*   LA HIPOTERAPIA.

*   LA EQUITACIÓN TERAPÉUTICA.

*   LA EQUITACIÓN ADAPTADA DEPORTIVA.

LA HIPOTERAPIA La hipoterapia es una modalidad de terapia asistida por caballos que va dirigida a aquellas personas que por su grave discapacidad física y/o psicológica-cognitiva no pueden ejercer ninguna acción sobre el caballo. No conocen la causa-efecto de sus actos y por este motivo precisan de la ayuda de diferentes profesionales:

*   Un profesional de la equitación o bien una persona familiarizada con el mundo del caballo que lleve a este del ramal.

*   Uno o dos acompañantes laterales que velen por la seguridad del jinete.

*   Un profesional de la hipoterapia que dirija la sesión. Si los problemas son físicos el profesional ideal es el fisioterapeuta o médico rehabilitador. Si son psicológicos el profesional puede ser del mundo de la educación y/o la salud mental.

Los objetivos que se trabajan en Hipoterapia son básicamente del área física-psicomotriz, ya que se aprovecha el movimiento tridimensional del paso del caballo para mejorar y potenciar aspectos como: el equilibrio, el tono muscular, el control postural… Aunque se centren en el área física también se trabajan objetivos de otras áreas: comunicación, socialización, mejora de la autoestima…

LA EQUITACIÓN TERAPÉUTICA En esta modalidad de terapia asistida por caballos, la persona que la practica ya puede ejercer alguna acción sobre el caballo, ya sea en el momento de higiene, en el de preparación del material o en el acto mismo de montar a caballo. Las sesiones son conducidas por diferentes profesionales (psicólogos, educadores, profesores de enseñanza especial, profesores de equitación, psiquiatras, fisioterapeutas, terapeutas ocupacionales, logopedas…) formados en equitación terapéutica. Con estos alumnos se trabajan objetivos de las diferentes áreas: psicológica-cognitiva, comunicativa, psicomotriz, social, y de aprendizaje; y dependiendo de la problemática que presenten los diferentes alumnos, se incide más en una serie de objetivos o en otros. Cabe decir que en esta terapia no se enseñan habilidades de equitación específicamente, sino que el caballo es el agente motivador que permite al terapeuta y a su equipo trabajar los diferentes objetivos planteados.

LA EQUITACIÓN ADAPTADA La Equitación Adaptada va dirigida a aquellas personas que practican la equitación como deporte pero que precisan adaptaciones para poder montar a caballo. Dichas adaptaciones pueden ser en los accesos: rampas, podiums que permiten a las personas con discapacidades físicas subir al caballo de forma cómoda, rápida y segura; o bien en el material: riendas adaptadas que facilitan el manejo del caballo, monturas adaptadas que mejoran el equilibrio del jinete… Estas personas poseen un buen nivel de equitación y esto los puede llevar a niveles competitivos, ya sea en el mismo club donde practican el deporte o a altos niveles como los Juegos Paralímpicos. Estos jinetes precisan de un instructor especializado que conozca la discapacidad y que tenga la formación adecuada para potenciar al máximo la habilidad de sus alumnos.

 

CARACTERÍSTICAS DEL CABALLO TERAPEUTA

Está claro que no cualquier caballo es adecuado para realizar trabajos de equitación terapéutica y/o hipoterapia.

Para escoger a nuestro caballo nos fijaremos tanto en aspectos físicos como de comportamiento siendo los dos de suma importancia.

Vamos entonces a detallar las características básicas de estos dos aspectos fundamentales:

- Comportamiento y carácter del caballo:

El caballo terapeuta debe tener como característica fundamental un carácter apacible y a la vez despierto.

Debe destacar por su nobleza de trato tanto en las tareas que se realizan pie a tierra (higiene, preparación antes de montar), como en el momento de montarlo.

Un caballo inquieto, que no acepta el cepillado y se mueve lateralmente, o que bién no acepta de buen grado que se le ensille o se le ponga la embocadura debe quedar descartado ya que puede resultar peligroso para nuestros alumnos con discapacidad pués les infundirá respeto y tal vez miedo, y sin la confianza de nuestros alumnos no podemos desarrollar correctamente nuestro trabajo.

En los momentos previos a montar el caballo debe permanecer totalmente parado y no debe iniciar la marcha hasta que nosotros se lo indicamos. Un caballo que no sabe permanecer quieto al lado del podio o la rampa, que se asusta o que empieza a andar solo sentir el peso del jinete en el estribo debe ser enseñado y hasta ese momento también debe descartarse.

El caballo terapeuta debe ser tranquilo en la pista, fácil de parar con ayudas mínimas (en ciertos alumnos sin usar las riendas y con otros sin usar las piernas). Tiene que dejarse llevar desde el suelo con el ramal. Los caballos que trabajan bien a la cuerda son muy útiles. Una buena base de doma nos ayudará en todos estos aspectos.

Un aspecto importante en este apartado es que el caballo debe tolerar el trabajo rutinario, compuesto casi siempre por mucho paso ,trote y poco galope. Un caballo brioso o con exceso de energía es desaconsejable, a no ser que antes de la sesión se monte o se le de cuerda para que después se comporte de la forma deseada.

En definitiva el caballo de terapia tiene que destacar por su prestancia y paciencia.

- Morfología, edad y movimientos del caballo.

Es aconsejable que el caballo de terapia no exceda el 1’60 m. de altura puesto que los de más alzada dificultan el trabajo de los ayudantes laterales que en muchas ocasiones sostienen al jinete que necesita ayuda para mantenerse encima del caballo. La altura ideal para hipoterapia sería de 1’50 m.

Por lo que hace referencia a la conformación buscaremos a un caballo bien proporcionado, de dorso fuerte y grupa redondeada que permita una buena acción de los posteriores para que el paso sea amplio, y regular.

En aquellos casos en los que predomine la discapacidad física el caballo terapeuta debe poseer un paso alargado, cadenciado y regular ya que es gracias a este movimiento que se consiguen grandes progresos dentro del ámbito psicomotriz.

En general descartaremos a caballos con defectos graves en la conformación del dorso que les dificulten la marcha y caballos con cojeras en manos y/o pies.

Y para finalizar no es aconsejable usar caballos demasiado jóvenes, es preferible que hayan entrado en la edad adulta que les confiere más estabilidad emocional para afrontar el trabajo.

 

La preparación física del jinete. Esa grán olvidada.

Sección de Julia Roddriguez de Castro

La Equitación como deporte necesita que para su correcta práctica confluyan numerosos factores. Uno de ellos y algo olvidado, no tanto en la práctica por parte de profesionales sino en la de los aficionados, es la preparación física de los Jinetes y Amazonas.

A lo largo de sus artículos, Julia nos orientará sobre como mejorar nuestra condición física para convertirnos cada día en jinetes mejores.

Contenido:

 

INTRODUCCIÓN

La Equitación como deporte necesita que para su correcta práctica confluyan numerosos factores. Uno de ellos y algo olvidado, no tanto en la práctica por parte de profesionales sino en la de los aficionados, es la preparación física de los Jinetes y Amazonas.

Este bello deporte tiene una máxima fundamental; el cuidado y la salud del caballo por encima de todo. Una perfecta condición física en nuestro caballo está notablemente relacionada con la salud. Previene de lesiones y adapta a nuestro caballo al tipo de disciplina que practiquemos, sea doma, raid, salto...No es lo mismo entrenar a nuestro caballo para correr resistencia que para concursar en una prueba de potencia.

Al igual que cuidamos este aspecto en nuestros caballos, no debemos olvidarlo para nosotros. Una buena preparación física no sólo es importante en la práctica deportiva de élite, para la obtención de logros deportivos, sino también en la práctica como aficionados para la prevención de las temidas agujetas, lesiones y en definitiva para hacer una práctica más segura y saludable de la Equitación.

Hablar de preparación física es algo notablemente amplio, así que poco a poco trataré de ir de las cosas más generales a las más específicas relacionadas con vuestro trabajo con los caballos. Avanzaros que insistiré en aspectos técnicos que ayudarán a mejorar tu monta, relacionados con la condición física. En las diferencias en cuanto a requerimientos físicos en función de la disciplina practicada. A aspectos relacionados con la salud; prevención de lesiones, trabajo compensatorio para los músculos hipotonificados, estiramientos de los músculos hipertonificados, prevención de problemas posturales, relajación...

Recordaros que estas letras van dirigidas a todo el mundo. ¡Pero aficionados! También a vosotros que pensáis que estar en forma es cosa del caballo.

Daré un tratamiento especial a dos grupos de población: los niños y los más mayores, precauciones a seguir en la práctica.

Trataré que toda esta información sobre ejercicio no sólo sea una sucesión de letras, sino hacer que estos artículos sean lo más práctico posibles, recomendando ejercicios, entrenamientos y técnicas, espero útiles para todos vosotros.

 

La Equitación Terapéutica:
Algunos de los niños que vienen a visitarme practican esta modalidad de terapia. Son niños que saben limpiarme muy bien, llevarme solos del ramal, que pueden montarme casi sin ayuda y hacer ejercicios por la pista siempre bajo la supervisión de un monitor especializado, que sabe que objetivos debe trabajar con cada niño pues a veces tienen problemas de aprendizaje, son más lentos, tienen problemas de coordinación, en fin, que son especiales!...
Hacemos juegos de equilibrio, volteo al paso, trote y a veces hasta galope a la cuerda! Y yo dejo que me lleven por donde ellos quieren, eso si! Me lo tienen que pedir correctamente!!! Y, por qué no? darme algún caramelito cuando me porto bien ;-).

La Hipoterapia:
Se llama así a la terapia que hacemos con niños que tienen discapacidades físicas y/o psíquicas graves. Necesitan la ayuda constante de los monitores para limpiarme y montarme, ya que muchas veces no pueden coordinar ellos solos los movimientos de su cuerpo. Una fisioterapeuta se encarga de dirigir el trabajo para que puedan mejorar su estado físico y disfrutar de los caballos con seguridad. Me encanta trabajar con estos niños porque se que cuando me montan al paso mejoran muchísimo su equilibrio; se relajan y permanecen sentados más tiempo que en la escuela o en sus casas... Y dicen que mi movimiento les va muy bien para estimular la musculatura y el movimiento de cadera que necesitan por ejemplo para aprender a andar o mejorar su movilidad... Y lo mejor de todo es que... RESULTA DIVERTIDO!

La Equitación Adaptada:
Va dirigida a niños y/o adultos que tienen o pueden llegar a tener un buen nivel de equitación, pero que necesitan adaptaciones en el material (sillas adaptadas para personas con parálisis en las piernas por ejemplo) o bien en el momento de montar (pueden necesitar una rampa para poder acceder al caballo desde la silla de ruedas). Estas personas pueden llegar a niveles de competición... Y SON LOS QUE ME HACEN SUDAR!!!. Con ellos si que me tengo que poner las pilas, y me ayudan a rebajar la barriga ;-).

 

 

Área Psicológica / Cognitiva.

· Mejorar la autoestima.
· Mejorar el autocontrol de las emociones.
· Potenciar el sentimiento de normalidad.
· Mejorar la auto confianza.
· Mejorar la capacidad de atención.
· Trabajar la memoria.

Área de Comunicación y Lenguaje

· Mejorar / aumentar la comunicación gestual y oral.
· Aumentar el vocabulario.
· Construir frases correctamente.
· Mejorar la articulación de las palabras.

Área Psicomotora.

· Mejorar el equilibrio.
· Fortalecer la musculatura.
· Mejorar la coordinación, los reflejos, la planificación motora.
· Mejorar la capacidad de relajación de la musculatura.
· Reducir patrones de movimiento anormales.
· Mejorar el estado físico en general.

Área de Adquisición de nuevos Aprendizajes y Técnica de Equitación.

· Aprender a cuidar al caballo.
· Colaborar en las tareas de higiene.
· Diferenciar los distintos utensilios que se emplean para limpiar al caballo.
· Conocer el equipo del caballo y su orden de colocación.
· Subir y bajar del caballo lo más autónomamente posible.
· Aprender a conducir al caballo al paso, al trote, al galope.
· Montar con y sin silla.

Área de Socialización.

· Relacionarse con persones que no pertenecen al su entorno familiar o escolar.
· Crear relaciones de amistad con los compañeros.
· Desarrollar el respeto y el amor hacia los animales.
· Aumentar el número de vivencias.

 

Cada uno de los niños/as que participan en un Proyecto de Equitación Terapéutica e Hipoterapia tienen el su propio Proyecto Individual, como el que tenéis todos vosotros en la Escuela. Es en este proyecto donde se especifican las metas a conseguir...
De esta tarea se hace cargo el equipo multidisciplinar que puede estar formado por: profesores de equitación terapéutica, hipoterapeutas / fisioterapeutas, psicólogos, profesores de equitación, maestros, psicomotricistas, terapeutas ocupacionales y médicos.

 

 

Y hoy me toca hablar de los cuidados que necesitamos los caballos de terapia. Pensar que nuestro trabajo nos exige mucha concentración y un estado de salud impecable, porque todos sabéis que cuando a un caballo le duele algo, se siente incómodo y puede causar algún accidente. Así que os voy a contar sin enrollarme mucho los principios básicos para mantenernos en forma física y mentalmente ;-).

Alimentación:

- Horario: todos sabéis que los caballos tenemos un sistema digestivo muy delicado y que debemos comer a menudo y siempre a la misma hora!!!
- Distribución de la comida: es importante que nos deis la comida de forma espaciada en mi casa lo distribuyen de la siguiente forma: pienso a primera hora - forraje a media mañana- forraje a media tarde y para acabar otro poquito de pienso… De esta manera nuestro aparato digestivo casi no deja de funcionar! ÑAM... ÑAM!!!
- Pienso: no os voy a contar las ventajas y desventajas de toooodos los tipos de pienso que existen…uffff!!! Pero si os diré que no es bueno que nos deis un pienso energético como el que pueden consumir mis colegas que se dedican a la competición… Para nuestro tipo de trabajo sería perjudicial, tendríamos un exceso de energía y tener por seguro que no seríamos tan tranquilos!!!!
- Forraje: mmmm!!!! La paja, el heno, la alfalfa…que rico!!!!! Me comería quilos y quilos jejeje! Es bueno consumir paja pero con controool ¡!!! Si no mirar que me ha pasado a mi…Tengo un barrigón enormeeee,. Que pena ya no serviré para hacer pases de moda hípica ;-)

Higiene:

Qué contaros de la higiene! Es importante que nos cepilléis bien antes y después del trabajo.

- Antes del trabajo: cuando nos saquéis de la cuadra o el paddock debéis limpiarnos a conciencia desde la crin (yo al tenerla larga siempre está enredada) a la cola sin olvidaros ninguna parte de nuestro cuerpo. Eso nos ayuda a estar limpios, previene enfermedades y estimula nuestra circulación sanguínea gracias al efecto masaje que ejercen en nosotros los diferentes cepillos. No lo toméis como una pérdida de tiempo, pues a nosotros nos encanta y nos relaja cantidad!!!
- Después del trabajo: en verano… Por favor ducharnos!!!! Así eliminamos el exceso de sudor y nos mantenemos fresquitos. En invierno no os olvidéis de duchar nuestras manos y pies sin llegar a la zona de los riñones, no sea que nos coja frío… Si hemos sudado ponednos una manta sudadera y por que no… fregad nuestras zonas húmedas con paja, enérgicamente para secarnos el exceso de sudor. Y para acabar un buen cepillado, no? Aunque… pensándolo bien creo que este invierno cambiaré mi look e iré al peluquero para que me haga un esquilado de caza…jajaja Ya os mostraré el resultado.

Higiene de la cuadra o del paddock:

- Cuadra: por desgracia…sniff…los caballos estabulados pasamos bastantes horas dentro de la cuadra. Y como no tenemos manos alguien debe limpiar nuestro hogar por nosotros. Eso nos evita enfermedades, sufrir malos olores, nos mantiene más limpios y nuestros cascos se mantienen secos. Sé que debe ser una tarea pesada pero… también es pesado llevar a personas y nosotros lo aceptamos y lo hacemos con gusto, no???.
- Paddock: yo tengo la suerte de vivir en un paddock con 6 caballos más!!!. Ya os presentaré a mis vecinos en otra ocasión porque, y no es cotilleo, no tienen desperdicio!. Bueno, a lo que íbamos, por la misma razón que no podemos limpiar las cuadras, alguien debe mantener nuestro paddock limpio, sacar las heces para que no se convierta en un estercolero… Es pesado pero si todos colaboramos un poquito… os lo agradeceremos!!!.

El equipo:

Ajuste del Equipo:

- La montura: mirad que la montura sea la adecuada para nuestra conformación morfológica… Que se ajuste bien a la cruz, sin provocarnos heridas desagradables a causa del roce continuado…
- La brida: por favor ponednos una embocadura suave…muchos de mis alumnos me tiran de la boca sin querer porque no controlan sus movimientos o bien no entienden que pueden hacerme daño… por eso es importante que la embocadura sea suave, un filete gordito y apetitoso!!!! Después aseguraos de que la cabezada me ajuste bien, que la muserola no me roce y el ahogadero quede holgado… Así trabajaré muchísimo más a gusto.
- La cincha: apretadla! Es vuestro trabajo, pero mirad que no me haga arrugas (estoy tan gordito!) y ponedle un protector de borreguillo si me roza… Me evitareis muchas molestias…Gracias!
- Protectores: si tenemos que trabajar muchas horas pensad que nuestras extremidades soportan mucho peso (las mías más jejeje!). Yo tengo la suerte que soy fuerte y no tengo problemas de articulaciones ni de tendones pero… Más vale prevenir… QUE CURAR!

Aunque nuestro trabajo es muy light y no tiene nada que ver con otros colegas que se dedican a la competición…
Observar unas reglas básicas a la hora de hacernos trabajar:

 

Dejarnos estirar antes de hacer un trabajo: bastará con media horita antes de empezar la jornada. Podéis darnos cuerda, dejarnos en una pista blandita para correr a nuestro aire o bien sacarnos a pasear tranquilamente por los alrededores de la hípica… No es una buena manera de empezar el día????.

No más de 3 horas seguidas de trabajo, por faaaa aunque no nos quejemos y seamos casi santos (ejem, ejem) dejadnos descansar entre clase y clase… Aflojadnos la cincha, dadnos algo de beber y …una zanahoria???? Se trata de organizar las clases para que yo pueda descansar un poquito… Mis "jefas" me quitan todo el equipo (son tan majas!) y cada hora me vuelven a cepillar los niños (es parte de su terapia y muy importante!). Así me relajo y estoy súper-requete-preparado para afrontar la siguiente sesión.

Respetad nuestros límites: todos los tenemos, claro está… Los caballos de terapia, como yo, somos muy tolerantes pero estad atentos a nuestro lenguaje porque cuando no podemos más lo expresamos y debéis respetarlo, ok? Lo importante es no llegar nunca hasta ese punto!!!!

Dadnos los jinetes adecuados: a nuestra altura, a nuestra constitución física, a nuestro nivel de trabajo, a nuestra sensibilidad… Es mucho más seguro para todos!

DESCANSOOOOOOOOO

Después del verano: después de épocas de trabajo duro, como es en nuestro caso el verano… dejadnos un par de semanitas de … ¡VACACIONES!. Porque los caballos también nos estresamos y necesitamos un buen y merecido descanso… Si podéis dejarnos en un paddock con otros colegas es lo ideal! ¿Porque quien quiere estar encerrado en vacaciones? ¡Yo por supuesto que no!

Descanso semanal: también es muy importante poder gozar de un día de descanso a la semana… ¡Uff! Así nos relajamos y recopilamos fuerzas para volver al ataque. Es una buena prevención ante el estrés!

¡Bueno! Ya veis que los cuidados no difieren mucho de los que se dan a caballos de escuela. ¡Claro! Porque nosotros pertenecemos a una escuela, especial, pero nuestro trabajo no deja de ser la enseñanza, ¿no?
Pensad que si no observáis estas reglas fundamentales para nuestro cuidado pueden surgir problemas de salud y de estrés… Y aunque estoy seguro que a ninguno de vosotros os hace gracia cuando un caballo se "amotina" y os lanza por delante de sus orejas porque está harto de dar clases… Pensad en las consecuencias para los alumnos con problemas físicos! Pueden ser muy duras y deben prevenirse!

Así que… chicos y chicas…¡¡respetadnos y cuidadnos!!
¡Muchas gracias!
REX.

 

 

*   En todos los deportes ecuestres el caballo es soberano.

*   El bienestar del caballo debe predominar sobre las exigencias de criadores, entrenadores, jinetes, propietarios, organizadores, patrocinadores y jurados.

*   Todos los cuidados y tratamientos veterinarios proporcionados a los caballos deberán asegurar su salud y bienestar.

*   Se debe mantener en todo momento un buen nivel en materia de alimentación, salud, higiene, y seguridad del caballo.

*   Un ambiente sano debe mantenerse durante el transporte de los caballos.

*   Deben adoptarse las oportunas medidas para asegurar que la ventilación sea adecuada y la alimentación y agua suficientes y suministradas de forma regular.

*   Deberá ponerse especial interés en que la instrucción en el entrenamiento y práctica de los deportes ecuestres, mejore, así como proporcionar los estudios científicos sobre medicina equina.

*   En interés del caballo, la salud y la competencia del jinete se consideran esenciales.

*   Cada tipo de equitación y cada método de entrenamiento deberán considerara al caballo como ser vivo y excluir toda técnica considerada abusiva por la FEI.

*   Las Federaciones Nacionales deberán constituir controles adecuados para que, toda persona y órgano bajo su jurisdicción, respete el bienestar del caballo.

*   Los Reglamentos Nacionales e Internacionales del deporte ecuestre relativos a la protección del caballo deben ser respetados, no sólo durante los concursos nacionales e internacionales, sino también, durante los entrenamientos.

*   Los reglamentos deberán ser continuamente revisados, a fin de asegurar el respeto al caballo.

*   DECLARACION UNIVERSAL DE LOS DERECHOS DEL ANIMAL
Liga Internacional de los Derechos del Animal y las Ligas Nacionales afiliadas.
Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO)
Organización de las Naciones Unidas (ONU)

 

 

Cada persona tiene aptitudes y capacidades diferentes a las demás, muchas personas desean practicar equitación.
El respeto por las diferencias personales y el conocimiento de un animal tan noble como el caballo,
son las bases de
EL BINOMIO.
Nos valemos del caballo como soporte para superar dificultades físicas, cognitivas, emocionales, permanentes o temporarias, teniendo en cuenta que las personas de todas las edades pueden participar de esta actividad. Trabajamos con un equipo interdisciplinario que incluye especialistas en diferentes patologías, discapacidades motoras, cognitivas o emocionales, más los especialistas en equitación y manejo del comportamiento y del idioma del caballo.