Los sueños relacionados con las Cosas de Dos

Qué son los sueños y qué significan los sueños es algo de lo que se habla desde que el hombre es consciente de que sueña y por tanto podríamos hacer en esta sección casi un manual con un recorrido por toda la gran cantidad de tinta derramada en la que innumerables personas han investigado, hablado y dado claves para su interpretación y explicación. Nosotros nos vamos a dedicar ahora a dejar claro una serie de puntos sobre esta cuestión, tratando el tema desde el punto de vista de los sueños relacionados con la Pareja y basándonos como siempre en nuestras investigaciones, lecturas así como en nuestra experiencia tanto propia como ajena.

Sin soñar el ser humano moriría, tanto física como psíquicamente hablando. Los mecanismos físicos del sueño hacen posible la vida con tanta importancia como sería cualquier necesidad básica de supervivencia, sin sueños primero enloqueceríamos y luego moriríamos.

Lo sueños son una construcción psíquica que se produce mientras dormimos en las que se expresa nuestro inconsciente a través de metáforas, símbolos, signos, imágenes, aparición de personas, diálogos en donde se pueden producir todo tipo de escenas. No existe una ley ni una conciencia moral, se rige por leyes del todo o nada y puede ocurrir cualquier cosa, que no pueda ser explicada por los mecanismos de la lógica racional. Nuestros deseos, impulsos, necesidades, preguntas, dudas, emociones y conductas durante el sueño pueden ser extremadamente ridículas y absurdas fuera de toda explicación si las miramos desde una óptica racional.

Freud decía en síntesis que son respuestas a nuestros deseos mas recónditos y Jung hablaba sobre mecanismos de compensación y reparación del aparato psíquico durante el sueño. Mas adelante Adler hablaba sobre mensajes que nos transmitimos a nosotros mismos a través de nuestro inconsciente en donde encontraríamos respuestas a nuestras preguntas mas íntimas y personales. Las tres interpretaciones de lo que pueden ser los sueños son más que válidas desde nuestro punto de vista tanto deseos, como compensaciones a los retos de cada día y el hecho de recibir mensajes a través de los sueños.

Pero ¿y los sueños relacionados con nuestra Pareja en donde aparece él o ella?

Se dan varios tipos de sueños: sueños en los que se producen nuestras fantasías sexuales, sueños en los que presenciamos infidelidades, sueños en los que reímos alocadamente, sueños en los que nos pegamos con el otro o discutimos de una manera salvaje, sueños en los que nos encontramos juntos en lugares imposibles de localizar, sueños de embarazo, sueños en los que matamos literalmente al otro, sueños en los que nos encontramos con una angustiosa parálisis ante momentos de peligro del otro, sueños en los que decimos al otro cosas o bien muy bonitas o bien espantosas, sueños en los que somos infieles sin la presencia del otro, sueños en los que hablamos sin poder emitir palabras y así indefinidamente pueden ocurrir todo tipo de escenas en relación con nuestro ser amado. Incluso pueden no estar él o ella en presencia física en el sueño y que su interpretación tenga que ver con él o ella, y también con antiguos compañeros o compañeras de vida, que pueden personificarse transmitiendo mensajes o circunstancias que tengan que ver con nuestra Pareja actual.

 

La interpretación de tales sueños es algo muy complicado y con lo que nos tendríamos que andar con mucha cautela, los hay que son mas claros que otros pero aun así, la cautela en la interpretación de los sueños es algo que nunca se nos debe olvidar, primero porque podremos siempre equivocarnos y segundo porque podemos hacernos daño tanto a nosotros como al otro.

El primero consejo que es común entre todos los estudiosos de los sueños, es tener bien preparado junto a nuestra mesilla de noche un cuaderno y un bolígrafo, para apuntar inmediatamente lo que hemos soñado con todo lujo de detalles, sin añadir y sin quitar. Es un acto de intimidad que ha de hacerse a solas, porque es curioso pero cierto que cuando relatamos los sueños casi el 100% de las veces añadimos o quitamos conscientemente hechos, personas o eventos que se hayan producido durante el sueño. De esa manera al tener apuntado el sueño, podremos ver las cosas con mas claridad. Pensemos que los sueños son mensajes que nos mandamos a nosotros mismos desde nuestro inconsciente, y que pueden ser una magnifica herramienta de información sobre como es el estado de nuestra mente en relación con el otro. Insistimos en que hablamos sobre los sueños relacionados con la Pareja. En tales sueños la Pareja puede aparecer o no, pero siempre queda implícito con mayor o menos claridad si hay algo relacionado con él o ella.

Cuando nos comunicamos los sueños a nosotros mismos apuntándolos o recordándolos, ya el sueño queda distorsionado, pero siempre están los personajes y algunos hechos significativos que nos pueden aclarar algo sobre el sentido y la interpretación. Para interpretar un sueño dejemos de la lado la lógica racional y avivemos los mecanismos que todo ser humano tiene en potencialidad que son los intuitivos, el sueño se interpreta mejor a través de la intuición que a través de la racionalidad, insistimos y recordemos bien quien eran los personajes si había animales, qué sentido tienen para nosotros tales personajes o animales así como también los personajes Arquetípicos de los cuales no hablamos ahora, pero que para que quede algo claro sobre ellos son la figura de la madre, del padre, del maestro, del anciano sabio y en general de lo que Jung llamaba el inconsciente colectivo que tiene que ver con los arquetipos y también con las leyendas, relatos, fábulas, mitos y moralejas que en lenguaje simbólico pueden parecer transmitiéndonos mensajes la mayoría de las veces muy difíciles de interpretar.

Una bonita y simpática manera de iniciar una conversación con nuestra Pareja es a través del relato de los sueños que hemos compartido con ella. A veces no es fácil puesto que los sueños pueden tener un contenido muy fuerte de digerir al ponerlo en palabras, pero si echamos mano de nuestro sentido del humor y del don de la oportunidad para elegir un buen momento para hacerlo, podremos describir a través de él o ella también cual es la posible interpretación de nuestros sueños, puesto que las personas que se aman se conocen y al mirarse con amor y haciendo suyos los sentimientos del otro, entre los dos seria una buena manera de iniciar una conversación de esas que unen, además de poder ser bien interesante para ambos los contenidos de tal dialogo que unirá en intimidad, confianza y ayuda en la clarificación de caminos hacia donde no se debe ir y caminos hacia donde puede ser bueno dirigirse. Los sueños nos hablan de cómo van nuestras relaciones de pareja, nos hablan también de posibles soluciones a problemas y también del "termómetro de amor" que en esos momentos de la vida en común nos señala como va esa "temperatura". Los sueños pueden también desbloquear posibles resistencias a juegos sexuales o de otro tipo que no nos atrevemos a exponer o a proponer y también nos dan información sobre las personas que nos rodean de cara a descubrir a lo mejor partes que nos han pasado por alto y que o bien nos benefician o bien nos perjudican. Los sueños nos dan información también sobre posibles temores, dudas, bloqueos y juicios de valor que no nos dejan progresar en nuestro camino en común hacia vivir esos momentos de felicidad de los primeros momentos y que nunca mas a lo mejor llegaron a producirse. Los sueños son una oportunidad para el dialogo al relatárnoslos y al hablar sobre ellos y a veces conversaciones sobre los sueños pueden desembocar en el cumplimiento de los mismos si éstos son deseos mutuos y compartidos por los dos.

Con todo esto queremos decir que toda la importancia que los sueños tienen para nuestra vida psíquica y física pueden convertirse también en todo un arte de compartir la intimidad y de dejar atrás los tabúes paralizantes que enmascaran una bloqueo en el dialogo y en el compartir pensamientos, deseos y sentimientos, que enriquecerán nuestra relación intima. Por eso aprovechar el hecho de que soñamos para compartirlo con la prudencia que todo compartir ha de tener en su propia definición, podemos pasar juntos ratos muy divertidos y gratificantes además de productivos y sobre todo que reafirman nuestra unión en la verdad sobre nuestro amor y sobre como va el barómetro de nuestra relación.