ACTITUD BASICA DE UN BUEN PSICOTERAPEUTA

"El mapa no es el territorio que representa" (Korsybski)

 

 

Carl R. Rogers, fundador de la psicoterapia centrada en la persona y al que tuve la suerte de conocer personalmente en 1981, decía que la actitud necesaria y suficiente de un buen psicoterapeuta es la escucha empática y no hacer juicios de valor. Rogers, como pionero de la psicología humanista, fué uno de los primeros psicólogos en enfrentarse a la línea clásica psicoanalítica, situándose en el punto de vista del cliente y abandonando posturas definidas previamente por el profesional y no por el propio cliente. Parece que todos tenemos claro cual NO es la actitud del psicoterapeuta. No entra dentra dentro de la actitud de un buen psicoterapeuta ninguna de estas posturas, a pesar de que hay muchos malos profesionales que utilizan estos recursos: mandar, manipular, amenazar, chantajear, moralizar, culpar, aconsejar soluciones, juzgar, interpretar contenidos, insultar, ridiculizar, consolar, catalogar o alabar comportamientos...

"ESCUCHAR EMPATICAMENTE", esa parece ser la clave de todo. Rogers hablaba de "escuchar en espejo", de "elicitación" y de "paráfrasis". A través de la escucha empática, Rogers comunicaba al cliente los resultados del proceso de escucha en los distintos niveles de sentimiento, contenido explicativo y demanda.

La PNL ha avanzado un poquito más y nos habla de algo tan esencial como la "calibración", la "inducción", la "agudeza sensorial", el "seguimiento", la "igualación" o el "metamodelo". Vamos a ver en qué se concreta todo esto cuando tenemos a un cliente a nuestro lado que se queja de algún problema.

El ser humano, en su proceso cognitivo, no tiene acceso inmediato a la realidad, ni puede captarla como es en sí, sino que lo hace a través de los diversos filtros neurológicos, sociogenéticos e individuales. Y ademas lo hace a través de los sentidos, que han de ser procesados y categorizados por medio de los procesos generales del modelaje (generalización, eliminación, distorsión) con el fin de poder hacerlos manejables simbólicamente. Esto tiene como sonsecuencia que, por un lado, nos hacen posible el conocimiento de la realidad, pero, por otra, nos alejan de ella deformando la representación que nos formamos de ella. Por lo tanto, el origen de los conflictos en el ser humano no se encuentran en la locura, en la maldad o en la enfermedad, sino en que el mapa elegido por esa persona es disfuncional y no le ofrece suficientes alternativas para elegir, porque se representa un modelo sin la riqueza y variedad que tiene la propia realidad.

Si el conflicto es el resultado de un modelo empobrecido de la realidad, la función del psicoterapeuta es facilitar la elaboración de un modelo más rico en alternativas, que permitan elegir opciones más adecuadas a las circunstancias actuales. El psicoterapeuta no puede conocer los modelos del cliente por adivinación, por lo que tiene que servirse de la comunicación por medio del lenguaje (digital y analógico), tiene que estar muy atento al lenguaje de la otra persona para poder acercarse a su modelo del mundo.

¿Cuál es, pues, la actitud básica de un buen psicoterapeuta? La actitud básica de un buen psicoterapeuta consiste en escuchar de forma activa y ser capaz de ampliar el mapa del cliente, dándole acceso a recursos que el propio cliente no reconocía como tales.

Su psicoterapeuta es un bodrio si:

* le habla de que usted tiene "problemas" difíciles de resolver y que les llevará muchos meses o años de trabajo resolverlos (en realidad le está diciendo que él es un perfecto inepto)

* le dice que una psicoterapia bien hecha hace sufrir al paciente (el que sufrirá será su bolsillo)

* acaba usted cada sesión más hundido de como la ha empezado.

* le pregunta continuos "porqués" (cuando, al cabo de los años de terapia, lleguen al porqué del primer biberón quizás sea necesario volver a empezar)

* hace continuas interpretaciones

* cuando la terapia no avanza le dice que usted se "resiste" (no será su resistencia la causante de eso, sino la ineficacia de su terapeuta)

* no nota usted avances rápidos y significativos. Una buena psicoterapia puede llevar su tiempo, pero los avances tienen que ser evidentes desde un primer momento. Aqui no sirve "hoy hemos tenido mala suerte, vuelva usted la semana que viene y veremos qué podemos hacer"

Su psicoterapeuta es un buen profesional si:

* le habla siempre desde un punto de vista positivo y nunca se centra en lo que va mal.

* le hacer ver los recursos que usted ya posee y le ayuda a ponerlos en marcha.

* sale usted de cada sesión contento y con el ánimo equilibrado.

* le informa cláramente del proceso de la terapia y de las posibles consecuencias de las técnicas utilizadas.

* le hace sentir que usted es el responsable de sus avances

* cuando la terapia no avanza se pregunta en voz alta "qué estamos haciendo de forma errónea y qué tenemos que cambiar para que vaya mejor"

* se pregunta cómos y qués, no porqués.

* tiene una formación previa en psicología o psiquiatría.

En definitiva, una definición de la psicoterapia podría ser la técnica de enseñar a elaborar mejores mapas para caminar por el mismo territorio. ¿Es su psicoterapeuta un buen profesor y un buen rediseñador de mapas?

Ricardo Ros